Tres habilidades necesarias para aprender.

 

Esta tarde una jugadora me dijo, ” pero yo ya no voy a cambiar esto”.

Tiene 15 años.

Comencé a pensar, y preguntarme qué se necesita para seguir aprendiendo. Y qué mensaje se le puede dar a un atleta para que no se estanque y convierta un pensamiento en algo inamovible.

Porque como dijo Wayne Dyer, estamos a un pensamiento de cambiar nuestra vida, en este caso un gesto deportivo.

Para aprender  individualmente se necesitan tres cosas:

 

Abrir la mente.

Permitirse hacer algo distinto. En todo nuestro recorrido deportivo como vital, se puede cambiar. Correr el riesgo de dejar lo que a veces te da resultado para probar y entrenar otra manera de hacer algo. Soltar lo que conoces, para descubrir algo nuevo.

Sin ese permiso, a equivocarse, a mostrarse a los otros perdiendo el miedo, sin ese paso que es mental, lo demás no viene.

Suelta, date permiso.

 

Escuchar.

Para saber que cambiar, hay que escuchar, dejando de lado el …”es que”…

Es que así lo he hecho siempre.

Es que así me sale a mi…y puedo seguir.

Escuchar lo que me dicen desde la curiosidad, por saber algo que no sé hasta ahora. Ese es el camino para mejorar.

Buscando la eficiencia de un gesto deportivo y una nueva respuesta motriz, para conseguir un objetivo que al día de hoy haciendo lo que haces, no alcanzas.

Si chuto a portería 10 veces y dos bolas llegan a puerta, por más que insista con más energía si no cambio algo, seguirán llegando a puerta la misma cantidad. Y mi frustración será mayor.

Es de locos pensar que haciendo lo mismo vamos a conseguir algo distinto, ya lo decía Einstein.

Suelta, date permiso, escucha.

 

Tomar conciencia.

Este paso sirve para saber lo que estoy haciendo de manera errónea o poco efectiva.

Mirar para adentro. Hacerlo más lentamente. Poner mi atención en el cuerpo. Ver y sentir que hago con cada segmento, con cada parte de él, para darme cuenta que tengo que cambiar.

Así lo identificas y luego te atreves.

Mientras más conciencia de lo que haces tienes, más sencillo el proceso de cambio y de incorporar cosas nuevas.

Suelta, date permiso, escucha y toma conciencia.

 

Cada atleta puede cambiar su modo de hacer durante toda su vida deportiva, así como adquirir nuevas herramientas técnicas y tácticas que le sirvan para crear y adaptarse a los entornos deportivos que están en continuo movimiento.

Hablar con tus atletas, si eres entrenador o entrenadora, de estos temas es también entrenar.

Decirle que no pasa nada si al principio no sale, que se atreva, que el proceso de aprendizaje es continuo, que tendrá que pensar y darse permiso en el entreno y que luego en la competición de a poco, su cuerpo lo hará solo porque lo habrá incorporado.

Suelta, date permiso, escucha, toma conciencia y atrévete.

 

Laura Moreno.

Twitter: @laumoreno16

 

La foto está tomada del vídeo de Aritz Aramburu – #goaritz – oceans Cámeras: Isio Noya, Javi Muñoz.

 

 

Share this...
Share on Google+Share on LinkedInShare on FacebookTweet about this on Twitter